Por Laura García/Content Manager Near BPO

En la última década, el sector financiero, y ciertamente todos los demás sectores, ha tenido cambios astronómicos. Y como cualquier sector que desea mantenerse en la industria, el financiero ha tenido que participar en transformaciones digitales para estar a la par de sus competidores. Tanto así que según BBVA desde el año 2010 se han invertido más 35,000 millones de dólares en mejoras tecnológicas.

Los bancos tradicionales han tenido que adaptar rápidamente su estrategia de servicio para las nuevas generaciones y para competir con las crecientes empresas “Fintech”, que brindan principalmente servicios financieros haciendo uso de la tecnología. Es claro que en este presente tecnológico las empresas tienen que evolucionar y buscar nuevas maneras de innovar y de hacer llegar sus servicios más fácilmente a sus clientes.

Pero, ¿Cuál es el rol de las APIs en este juego?

Es muy sencillo, las APIs son el camino a seguir para lograr una completa y eficiente transformación digital. Gracias a las APIs los sectores financieros pueden crear una plataforma que se adapte a las necesidades de los propios desarrolladores, y mejor aún, de los clientes. En esta plataforma los desarrolladores tendrán acceso al instante a la información necesaria para crear las actualizaciones o nuevos servicios que la empresa quiera crear. Por otro lado, los clientes tendrán acceso remoto a servicios y trámites, que de no existir esta plataforma, tendrían que hacerlos presencialmente.

¿Cuáles son las últimas tendencias tecnológicas para el sector financiero?

A continuación te dejamos una lista de las últimas tendencias en APIs para el sector financiero que ninguna empresa se querrá perder.

  1. No más bancos tradicionales

Según la revista Forbes, más del 40% de los estadounidenses no ha visitado un banco físico en más de seis meses. Como consecuencia, la presencia de los bancos físicos se ha reducido casi a la mitad. La mayoría de los clientes usan los servicios de las diferentes plataformas bancarias, y de las APIs para hacer sus trámites.

  1. Reducción en el uso de dinero físico

Desde hace ya varios años esta tendencia ha estado vigente con el uso de las tarjetas de crédito y débito. Pero hace poco la introducción de las criptomonedas ha hecho que la utilización de las tarjetas también vaya siendo poco a poco cosa del pasado. Es por eso que es de suma importancia que cualquier institución financiera cuente con la plataforma necesaria para brindarle a sus clientes este servicio.

  1. Innovación constante

Como comentamos más arriba, las empresas Fintech se caracterizan por utilizar al máximo los beneficios de la tecnología; como consecuencia esto lleva a las empresas consolidadas a adaptarse y a seguir innovando para competir con estas empresas que son de menor tamaño pero que facilitan en un 70% los servicios brindados al cliente.

  1. La seguridad como prioridad

La seguridad es un tema que nunca va a pasar de moda en el mundo cibernético. Lo cierto es que hay cientos de amenazas diarias a instituciones financieras. El lado positivo de las APIs es que se enfocan completamente en crear una barrera de seguridad entre la información confidencial y el exterior. El uso de tokens y claves de acceso ayudan enormemente a reducir el riesgo de fraude a través de las APIs.

En conclusión, el sector financiero es uno de los que más rápido ha evolucionado en cuestión de transformación digital. Según estadísticas para el año 2020 el 60% de todas las empresas habrán implementado una transformación digital. En nuestro presente, innovar es la clave para el éxito de cualquier nueva empresa y para el sustento de las ya existentes. Las APIs son la respuesta para empezar este nuevo camino de transformación digital que colocará a las empresas tradicionales a la par, si no por encima, de las nuevas Fintechs.